Spanish English French German Italian Portuguese
  • Última actualización: Viernes 25 Junio 2021.
Jueves, 13 Mayo 2021 11:37

La ANCIU participa de Comisión Nacional especializada en Fracking

La Comisión Nacional de Evaluación Científica y Técnica (CNECT) funciona bajo la órbita del Ministerio de Industria, Energía y Minería (MIEM). Se conformó a partir de la Ley 19.5851 sobre la prohibición del uso del procedimiento de fractura hidráulica (fracking) para la explotación de hidrocarburos no convencionales en Uruguay por cuatro años.

 

El fracking, conocido también como “fracturamiento hidráulico”, es un tratamiento que surgió en la década de los 40 y se aplica mayoritariamente a “reservorios no convencionales” (o rocas de baja permeabilidad y porosidad) con el fin de estimular la extracción de hidrocarburos. En este tipo de rocas, a diferencia de las rocas permeables o “reservorios convencionales” es necesario generar fracturas artificiales para que los hidrocarburos (petróleo y/o gas) puedan desplazarse dentro de ellas y luego extraerse.

 

Para lograr extraer los hidrocarburos de los reservorios no convencionales, se debe realizar un pozo vertical desde la superficie hasta la roca donde estos se encuentran. Posteriormente, se desvía la perforación, para recorrer la roca reservorio una longitud extensa en sentido horizontal. A medida que se avanza con la perforación la pared del pozo se va cubriendo y protegiendo con tubos de acero cementado para prevenir filtraciones y estabilizar el pozo. Una vez finalizada la etapa de perforación, se realiza el fracking.

 

El proceso de fracking implica la inyección de agua, arena y aditivos químicos a alta presión en la roca reservorio. Al inyectar estos materiales se generan nuevas fracturas y se amplían también las que existían previamente. Esta red de pequeñas fracturas interconectadas es lo que posibilita formar una porosidad y permeabilidad artificial en la roca para que los hidrocarburos fluyan por el pozo hacia la superficie.

 

La continuación de la prohibición de la utilización del fracking en Uruguay o su habilitación bajo ciertas condiciones a partir de 2022, será decisión del Parlamento Nacional. Para eso, la CNECT tendrá un rol clave ya que será quien asesore a los parlamentarios mediante un informe técnico y científico elaborado por actores multidisciplinarios.

 

Además de la ANCIU, la CNECT está integrada por:

 

  • El Ministerio de Industria, Energía y Minería, que la preside.
  • El Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial.
  • El Ministerio de Ambiente.
  • La Universidad de la República.
  • El Congreso de Intendentes.
  • La Academia Nacional de Ciencias del Uruguay.
  • Red Uruguaya de ONGs Ambientalistas.

 

Modificado por última vez en Jueves, 13 Mayo 2021 11:46